Imágenes en los contenidos de tu ONG (I): Conseguirlas

por Javier Merino

Última actualización: 22 05 2019

tooyoungtowed.org

tooyoungtowed.org

Uno de los problemas que más frecuentemente se encuentran las ONG en su comunicación online es la falta de imágenes de calidad. A lo largo de los años, y con varias decenas de webs a nuestras espaldas, nos damos cuenta proyecto tras proyecto de que las entidades sociales son unas grandes productoras de contenidos escritos, pero que muchas veces no le dan a los recursos gráficos la importancia que deberían.

En demasiadas ocasiones, la falta de dinero, de interés o el desconocimiento de alternativas hace que las imágenes se utilicen como un mero acompañamiento de los textos, sin tener en cuenta que también son contenido, tanto o más importante que el mensaje que puedan transmitir las palabras. Las imágenes transmiten información, llaman la atención, ayudan a marcar el estilo y posicionamiento de una entidad y son fundamentales desde el punto de vista de SEO. Es decir: son estratégicas para la comunicación de tu ONG. Las (buenas) imágenes te ayudan a lograr (mejores) objetivos. Un contenido con imagen consigue un 94% más de visualizaciones (entre otras interesantes estadísticas).

Es una pena, por tanto, que muchas veces no se les dé la importancia que tienen. Porque, por muy elaborado que esté un contenido, por mucho tiempo y cuidado que se haya puesto en su edición, si no está acompañado de unas buenas imágenes el resultado será mucho más pobre. Y al revés, fotos o ilustraciones impactantes pueden decir mucho más que todos los mensajes de concienciación que se nos ocurran.

Por ello, en nuestra nueva serie de contenidos para el blog, a lo largo de los tres próximos post, vamos a tratar de ayudarte a optimizar el uso de las imágenes en la comunicación digital de tu ONG, empezando por cómo conseguirlas:

Captura de pantalla 2015-04-23 07.20.08

Too young to wed en Facebook

Una imagen de gran valor estético, significativa y que aporta un valor real, que es comunicación en sí misma. Es a lo que debemos aspirar cuando pensemos en ilustrar el sitio web de nuestra entidad. En el lado contrario, debemos huir de imágenes genéricas, vacías e intercambiables, que «valen para todo» (unos niños noruegos sonrientes que sirven tanto para los proyectos de infancia como para ilustrar el formulario de donación).

Es verdad que no todas las ONG tienen grandes presupuestos ni cuentan con un banco propio de imágenes espectacular. Para las que no pueden invertir demasiados recursos, existen estas alternativas:

  • Crea tus propias composiciones: Puedes usar distintas aplicaciones para crear tus propias composiciones gráficas, infografías, montajes de imágenes o juegos de tipografías:
  • Saca fotos tú mismo: Conviértete en el fotógrafo oficial de tu entidad, haciendo de cada ocasión una oportunidad para aumentar su banco de imágenes. Cualquier reunión, encuentro del equipo y, por supuesto, la actividad de los programas o sobre el terreno, pueden ser el momento perfecto. Conciencia a tus compañeros para que todo el mundo se involucre en la generación de imágenes.

Lo importante, como decía al principio, es que consideres el elegir la imagen que vas a utilizar tan importante como redactar el resto del contenido. Porque ambos son una misma cosa.

El mundo es visual

El mundo es visual

Javier Merino
Comandante

Deja tu comentario

Los campos con * son obligatorios